Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de enero, 2012

Sueños truncados

Al ver a maestros frustrados me suelo preguntar cuantos de ellos no son sueños truncados que terminan en la escuela.

Y también me pregunto cuantos sueños truncarán los maestros frustrados por ser sueños truncados.

David Safier, en su novela "Yo, mi, me... contigo" (Seix Barral, Barcelona, 2011) cuenta una historia de sueños y frustraciones.


Me había hecho maestra por vergüenza. En realidad, mi sueño había sido escribir musicales desde que, a los siete años, había visto La sirenita y había oído a Sebastián, el cangrejo, cantar bajo el mar. Luego, a los quince, escribí mi primer musical. Se titulaba Luna lobuna y trataba de una muchacha que se enamoraba de un hombre lobo y cantaba con él el gran dúo final de la obra: "El amor que nuestro corazón acuna / es mucho más grande que la luna" (lo dicho, tenía quince años). Por desgracia, le enseñé el musical a mi profesor de Lengua, que opinó que yo tenía más posibilidades de viajar a Marte que de escribir musicales en el fu…